Unas mini vacaciones a Ecuador!

Al parecer se me pasó por alto, y se me olvidó comentarlo.

Pues si, viajé a Ecuador.  El miércoles 27 de Mayo viajé junto con mi esposo y mi niño para la ciudad de Guayaquil.

Como siempre sufriendo por el vuelo en avión, qué cosa tan estresante para mi.  Y para rematar escala en Bogotá.  Pero sobreviví a toda esa angustia y llegamos a Guayaquil.

Mi primera anécdota de este viaje fue el recibimiento que tuvimos allí, no fue desagradable pero si inesperado. Mi bebé de 3 añitos se enfermó durante esas largas horas de espera en aeropuertos y vuelos que al llegar a Guayaquil tenía fiebre, malestar y otros síntomas parecidos a los producidos por la fiebre AH1N1.  Así que, al arribar a nuestro destino nos retuvieron y no se nos permitió salir del aeropuerto como todos los demás pasajeros sino que fuimos llevados en ambulancia a un hospital de la ciudad.

Al principio parecía una broma de cámara indiscreta, pero que va, era cierto, nuestro nene podría ser una amenaza para la población así que había que descartar el virus.  Y aún con el cansancio y la angustia de no conocer a nadie, fuimos atendidos muy bien por el personal médico y todos los que se encontraban allí esa noche.  Al dia siguiente le dieron de alta, sabiendo que el niño sólo tenía una inflamación en la garganta (Amigdalitis) y pudimos partir más tranquilo a nuestra travesía por Ecuador.

No se la experiencia de otros que hayan visitado Ecuador, pero me pareció un país bastante agradable para vacacionar, muy seguro, muy limpio, la gente muy amable, el costo en hospedajes, comida, transportes, sourvenirs y otros realmente muy bajo en comparación con la crisis que vivimos en nuestro país.

Fueron dos semanas de grandes aventuras, conociendo un poco de todo.  Por cierto el Volcán Chimborazo es hermoso! si llegan a visitar Ecuador no se pierdan conocer parte de la Sierra donde podrán ver esa gran cantidad de Volcanes y unos paisajes hermosos!.

Y ahora en casa!… de vuelta al trabajo.